El despecho de esta mujer

Te estoy vomitando todo el amor que pause.

Ayer entre broma y alcohol concebí la primera borrachera de mi vida, no por ti, fue para embriagar al amor que no es correspondido.

Gracias a la tecnología aún puedo hartarte de mensajes, que en la lógica misma tampoco son correspondidos, nada lo es aquí. Ni mi amor, ni mi odio, pura indiferencia.

Hice una lista malsana para brindar, así fue como el amor y yo perdimos la conciencia.

Gritamos, lloramos, tratamos de arrancarnos el cerebro y el corazón para dejar de sentirte.

Me repito: él jamás regresará, no te quiere y está bien, estaremos bien, siempre lo estamos.

Ayer también se agotó mi garganta, llanto y lágrimas atoradas, gritos ahogados, desesperación y la misma pregunta que no va a llevarme a ningún lado.

¿Por qué no me búscaste?

Tú muy seguro de haber hecho lo correcto, lo hiciste, dejaste de quererme cuando yo sólo puse en pausa todo lo bonito que siempre voy a querer para ti.

Entre la rabia y la negación, mujer más despechada que ninguna otra que yo haya conocido. Ojalá ya nadie me duela así, ojalá que me vaya bien.

Podrías seguir haciendo conmigo lo que quieras y qué pena, sólo la mía.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s